Lecturas del 30 de Abril del 2018 (Lunes de la Quinta Semana de Pascua)

En algunas traducciones del Evangelio se llama al Espíritu Santo, Paráclito: Interprete. Este es un nombre muy adecuado para este Espíritu que nos permite “entender” las enseñanzas de Jesús. Este Espíritu que nos deletrea el mensaje y nos lo va haciendo asimilar. El centro siempre es Jesús, el Espíritu Santo, encamina la comunidad hacia Jesús. Por eso el Espíritu Santo nos es comunicado, no sólo para sentirnos bien, para sentirnos llenos de Él, sino para encaminarnos a Jesús y ponernos en camino con él para salvar el mundo.

Lecturas del 6 de Mayo del 2017 (Sábado de la Tercera Semana de Pascua)

El Papa San Juan Pablo II nos alienta: “busquen a Jesús esforzándose en conseguir una fe personal profunda que informe y oriente sus vidas; pero sobre todo que sea vuestro compromiso y vuestro programa amar a Jesús, con un amor sincero, auténtico y personal. Él debe ser vuestro amigo y vuestro apoyo en el camino de la vida. Sólo Él tiene palabras de vida eterna”. La fe no es ante todo una “enseñanza”. Casi podría decirse que es un “compromiso”, un “requerimiento”: nos desafía a elegir. Muchos discípulos se van, pero en los apóstoles, crece la fidelidad. Vamos a proponernos hoy luchar en todo momento, con espíritu alegre, para acercarnos cada día un poco más a Dios. De amar cada vez más a Jesús.