home Homilías Homilía del jueves 28 junio de 2018, XII ORDINARIO

Homilía del jueves 28 junio de 2018, XII ORDINARIO

Santos Pedro y Pablo, Apóstoles
Misa Vespertina de La Vigilia
Hech 3, 1-10; Sal 18; Gál 1, 11-20; Jn 21, 15-19.

La Vigilia es un momento de preparación para una fiesta importante en la vida de la Iglesia. Esta tarde tenemos la preparación a la fiesta de los santos Pedro y Pablo, columnas de la iglesia. Podemos ver en la Liturgia de la Palabra lo fundamental de la elección y la misión. La elección es gratuita de parte de Dios: “Dios me había elegido desde el seno de mi madre, y por su gracia me llamó”, afirma Pablo.
En el texto del evangelio, en este maravilloso diálogo de Jesús con Pedro, aparece lo esencial de la relación entre ellos: “Simón, hijo de Juan, ¿me amas más que éstos?… Señor, tú lo sabes todo; tú bien sabes que te quiero”.
El amor es la base de la nueva relación Padre-Hijo, Maestro-Discípulo. Y en los Santos Pedro y Pablo podemos encontrar cumplida esta realidad. La fe no es sólo una noticia, un acontecimiento externo a nosotros. La fe se convierte en verdadero amor por la confianza en la donación de la voluntad, la obediencia.
Pedro y Pablo se ponen totalmente a la disposición del Señor y deciden con todo su ser cumplir la misión encomendada. Uno y otro realizarán el anuncio unido a los signos, a través de prodigios que expresan la presencia de Cristo.
Así como la fe, el amor, no son ideas en la vida y ministerio de los apóstoles, la Iglesia no puede ser vista sólo como un núcleo social, o una jerarquía, sino como un conjunto de personas elegidas, amadas, guiadas como discípulos a la misión.
Cada bautizado, cada discípulo en camino de crecimiento, cada matrimonio o consagrado, cada Diácono, Presbítero, Obispo, tenemos esta misma historia delante: descubrir que somos elegidos, amados, enviados.
En oración esta tarde, ante la historia de Pedro y Pablo contemplemos el camino a seguir.

TAGS:

Vicaría de San Buenaventura

La Vicaría Pastoral Territorial de San Buenaventura es una de las cuatro vicarías que conforman la Diócesis de Cuautitlán, comprende mayormente parroquias ubicadas en los municipios de Melchor Ocampo, Cuautitlán, Tultepec y Tultitlán en el Estado de México.

Read previous post:
Lecturas del 28 deJunio del 2018 (Jueves de la Semana 12)

Muchas veces nos conformamos con participar de un grupo, con reunirnos para alabar a Dios. Pero no somos capaces de...

Close