Lecturas del 1 de Julio del 2018 (Domingo de la Semana 13)

Nos cuesta a veces creer, con nuestra inteligencia moderna e ilustrada, que el milagro es posible. Alguien dirá: Si Dios hace milagros, ¿por qué no sanó a tal o cual persona, o por qué no respondió a mi plegaria? Pero, ¿quiénes somos nosotros, para pedir cuentas a Dios? Dios actúa cuando quiere y como quiere, pero siempre con una sabiduría y un amor que nos supera infinitamente. Jamás el Señor nos negará nada que le pidamos y que sea bueno para nuestra salvación. Vamos a pedir hoy al Señor que se incremente en nosotros la fe. Que creamos verdaderamente que Él todo lo puede, y que nuestra vida sea coherente con esa fe, en un constante depositar nuestra confianza en Jesús.

Lecturas del 29 de Junio del 2018 (Viernes de la Semana 13)

Los jóvenes y todos nosotros, tenemos que ser algo de Pedro y algo de Pablo. Tenemos que ser ese Pedro que se arroja a caminar sobre las aguas, porque Cristo lo llama y no mide las consecuencias. Tenemos que ser ese Pablo que no duda en recorrer kilómetros y kilómetros para anunciar a Jesús, visitar comunidades, dejar establecidos nuevos grupos de cristianos, acompañarlos personalmente o con sus cartas. Pedro y Pablo son modelos de vida y modelos de cristianos que no pasan de moda. Pidamos hoy al Señor, saberlos imitar.

Lecturas del 28 deJunio del 2018 (Jueves de la Semana 12)

Muchas veces nos conformamos con participar de un grupo, con reunirnos para alabar a Dios. Pero no somos capaces de dirigirnos a nuestro hermano que nos necesita. No somos capaces de luchar por la justicia, por la paz. Si no sabemos descubrir el rostro de Jesús en nuestros hermanos, Jesús tampoco nos reconocerá a nosotros. Nos va a decir “Nunca los he conocido”. Cuando nuestra fé no se traduce en obras, quizá nuestra vida esté sólo exteriormente llena del Señor. Hoy vamos a pedirle a María, que no nos deje caer en la tibieza, que siempre escuchemos al Señor cuando nos sopla en nuestra conciencia: “No estás haciendo lo que debes hacer, puedes hacer mucho más”.

Lecturas del 27 de Junio del 2018 (Miércoles de la Semana 12)

Nuestro corazón, la calidad de lo que tenemos dentro, la calidad del árbol, será lo que determine qué sale de nosotros. Cuando nuestro corazón está lleno de Dios, los frutos serán de Dios, pero si nuestro corazón está enfermo, daremos frutos enfermos. Lo mismo pasa con los grupos y profetas. Lo que sale de los auténticos profetas son acciones dignas de Dios. Vamos a pedirle a Dios que nunca seamos falsos profetas, que podamos ser árboles fértiles y sanos, que den abundantes frutos.

Lecturas del 25 de Junio del 2018 (Lunes de la Semana 12)

La humildad nos ayuda a cumplir la enseñanza de Jesús que nos dice: “no juzguen y no serán juzgados”. Quién intenta ser humilde es capaz de perdonar y comprender a los demás, porque es consciente de que sus talentos y virtudes, los ha recibido de Dios. Quien es humilde reconoce sus defectos y trata de arrancar el tronco de su ojo. Si nos hacemos el propósito de no estar pendientes de la pelusa del ojo de nuestro hermano, se nos hará más fácil no hablar mal de nadie y evitar esa crítica que tanto daño hace en nuestros ambientes. Pidamos a María que nos ayude siempre a ser humildes para evitar juzgar a los demás y permitirnos revisar nuestros defectos y luchar por corregirlos.

Lecturas del 20 de Junio del 2018 (Miércoles de la Semana 11)

Jesús nos invita a hacer gestos de caridad verdadera que nadie reconocerá, y que procuraremos olvidar, rezar en un lugares retirados en los que nadie pueda ser testigo del tiempo que pasamos en oración, sacrificar algunos gustos, sin que nadie pueda darse cuenta ni adivinarlo. Nuestro Dios, es un Padre, que está atento a todos esos pequeños regalos, que nosotros le hacemos, y recompensa todos aquellos gestos nuestros que los hombres no ven.

Lecturas del 13 de Junio del 2018 (Miércoles de la Semana 10 del Tiempo Ordinario)

Para pertenecer al Reino de Dios, hay que cumplir la nueva ley de este Reino que son las Bienaventuranzas. Pero Jesús quiere que las cumplamos no sólo externamente, quiere que las cumplamos por amor. Quiere que seamos como hijos que obedecen la voluntad del Padre porque lo aman. Cumplir con Dios de corazón es lo que va a hacernos plenamente felices. Por eso hoy, vamos a pedirle a María, a ella que fue fiel en todo a la voluntad de Dios, que nos eduque para que sepamos obedecer siempre las leyes de Dios y así colaborar en la construcción de su Reino aquí en la tierra.

Lecturas del 11 de Junio del 2018 (Lunes de la Semana 10 durante el año)

El apóstol que no trae la paz, no puede ser considerado apóstol de Cristo; el que no predica la paz, el que no construye la paz, el que no ofrece la paz es inútil que se diga y se presente como apóstol de Cristo; es lobo rapaz disfrazado de oveja. Pero para poder transmitir la paz, es necesario tenerla en nuestro corazón. Y para ello es necesario estar cerca de Dios, porque la paz es un Don del Espíritu Santo. Jesús quiere que fomentemos en nuestro corazón grandes deseos de paz y de concordia en medio de este mundo, que parece alejarse cada vez más de esa paz, porque los hombres, en ocasiones no quieren tener a Dios en su corazón. A nosotros, los cristianos, Jesús nos pide que seamos apóstoles que dejemos paz y alegría por donde pasemos.

Lecturas del Sábado 9 de Junio del 2018 Fiesta del Inmaculado Corazón de María

La devoción al Corazón de María no es una devoción más. Nos lleva a aprender a tratar a nuestra Madre con más confianza, con la sencillez de los niños pequeños que acuden a sus madres en todo momento: no sólo se dirigen a ellas cuando están en gravísimas necesidades, sino también en los pequeños apuros que le salen al paso. Las madres les ayudan a resolver los problemas más insignificantes. Si recurrimos confiados a ella, ella nos va a decir qué debemos hacer y sentiremos su amor por nosotros. Ese mismo amor que Jesús tiene por cada uno de nosotros y ella nos dirá que nos quiere, que nos quiere con toda su alma.

Lecturas del Viernes 8 de Junio del 2018 – Fiesta del Sagrado Corazón de Jesús

Con el símbolo del Corazón humano de Jesús se considera ante todo el Amor eterno y personal de Dios por cada hombre en la tierra. El Corazón de Jesús, un corazón hecho de carne y que rebosa de sentimientos humanos, fue el instrumento elegido por Dios para expresarnos su amor infinito. Esta es la razón por la que profesamos culto al Sagrado Corazón. No podemos llegar al Corazón de Dios sino pasando por el Corazón de Cristo. El mismo afirmó: Yo soy el Camino, la Verdad y la Vida.

Lecturas del 7 de Junio del 2018 (Jueves de la Novena Semana)

¿Quién es MI prójimo? Mi prójimo, no es sólo la gente buena, la gente que piensa como yo, la gente de mi religión, la gente que nos cae bien. Prójimo es el más cercano y el más necesitado. Y muchas veces, ese prójimo que el Señor pone en nuestro camino, es ese ser donde nos es más difícil ver a Dios, es esa persona que nos criticó, es esa persona que no me saluda, es esa persona que tiene una vida desordenada. Si amamos a Dios de Verdad, también sabremos amar a sus hijos, nuestros hermanos y los veremos a ellos con el mismo amor con que Dios los ve. Hoy vamos a pedirle a Maria que nos enseñe a amar.